La mesa elevadora, imprescindible en muchos entornos de trabajo

Cuando realizamos la venta de una mesa elevadora en Hidraltura, sabemos que esta herramienta de trabajo es muy útil y apreciada por nuestros clientes.

Seguramente, si trabajas en el sector industrial, de la logística o en un taller, has oído hablar de este instrumento tan valioso, pero muchas personas desconocen su utilidad.

En este post queremos ayudarte a entender para qué tareas se usa y cuáles son las particularidades que definen una plataforma de elevación eléctrica como esta.

Primero de todo, nos gustaría describir cómo es una mesa de este tipo para diferenciar entre manuales y eléctricas y centrarnos en estas últimas, por las ventajas que ofrecen.

¿Qué es una mesa de elevación?

Básicamente, se trata de una plataforma, manual o eléctrica, con brazos elevadores en forma de tijera que tiene en la base superior un tablero en acero para depositar cargas diversas.

Manual

Las mesas elevadoras manuales elevan verticalmente la carga, a través de un sistema muy sencillo, una bomba de pie hidráulica.

Estas soportan menos peso, suelen llevar ruedas fijas y dos móviles y frenos para asegurarlas en un lugar. Tanto la capacidad de la carga como la altura que alcanzan es menor.

Eléctrica

A diferencia de las manuales, las mesas eléctricas se caracterizan por ser fijas, pero su capacidad para soportar cargas es mucho mayor y la altura a la que pueden elevarse también.

Estas plataformas eléctricas cuentan con unas características especiales que las hacen idóneas para trabajar en ciertos entornos laborales.

Elevación: dependiendo del modelo, estos sistemas pueden elevarse hasta 1780, 1050 o 990mm.

Peso: el peso que pueden aguantar varía igualmente, hay mesas que tienen una capacidad de carga de 1000Kg y otras de hasta 4000kg.

Dimensiones: la eléctrica es una plataforma con unas dimensiones sobre la que se puede trabajar que varían en función de las necesidades.

Accionamiento: el mecanismo de funcionamiento es tan sencillo como que se acciona a través de una botonera con seta de emergencia y un bastidor de seguridad para casos en los que exista un obstáculo.

Elevación: la elevación es muy rápida y en cuestión de segundos tenemos la carga a la altura que deseemos.

Las ventajas son muchas por lo tanto. Podemos decir que las mesas elevadoras eléctricas que podemos encontrar en lugares como cadenas de montaje son muy seguras y fiables.

Son sencillas de manejar y elevar, facilitan el tener que acarrear y levantar cargas muy pesadas y en definitiva, hacen más ágil el trabajo.

En Hidraltura Carretillas Elevadoras disponemos de distintos modelos de plataformas elevadoras a la venta. Solo tienes que preguntar la disponibilidad y seguro que podemos conseguir el buscas. Consulta aquí. Respondemos a tus preguntas.

Comparte este artículo

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *